Superhéroes reales: La Mosca Humana

Directamente robado a Julian y desde su blog llamadoEl increíble Ju(yo para mi que tiene una falta de ortografía y que debería ser “El increíble Jul”) y especialmente motivados al haber recibido Admiradores de Bill Mantlo su primer premio Kreativ Award (Thank you Xavier) os traemos un interesantísimo artículo de “La Mosca Humana”.

Después de Mandrake, sigo con más superhéroes en la vida real. Esta vez le toca a Rick Rojatt que ha compartido cómic con el más famoso trepamuros y aparece en la novela gráfica El Martín Pescador de Luis Durán.

Más conocido como The Human Fly o La Mosca Humana (no confundir con el villano de Spider-Man aunque éste sí lo hizo) tuvo incluso su propio cómic publicado por Marvel con el subtítulo ¡El mejor Super-Héroe de todos los tiempos - Porque es Real! (A partir de ahora y hasta el final del párrafo leed en voz alta con acento latino. Como en las series de TV con doblaje neutro) En este cómic La Mosca Humana era un joven de identidad desconocida que sufre un accidente de coche en el que es herido gravemente. Tras una larga hospitalización, que implica cirugía reconstructiva en la que partes de su esqueleto fueron reemplazadas por acero (parece que no había presupuesto para Adamantium) adopta la identidad secreta de La Mosca Humana (con una máscara que le cubría todo el rostro, un uniforme digno de un super-héroe con los colores de la bandera canadiense, su nacionalidad, y una capa blanca). Como tal, comienza a realizar exhibiciones de sus proezas físicas, sobreponiéndose a las secuelas del accidente. El fin es recaudar fondos para los niños discapacitados (digno de un telefilme basado en hechos reales). A menudo, los criminales quieren robar los beneficios de los shows en los que participa. Esto y su sentido de la justicia le hacen enfrentarse a ellos (estaba eso o llamar al Equipo A).

Varias portadas de la serie

En el cómic (que duro 19 números desde septiembre de 1977 a marzo de 1979) se referían a él como un Daredevil y no es que fuera un abogado ciego que se disfraza de diablo, sino que es un término en inglés para los especialistas en proezas físicas que ponen en peligro su vida (Como los Bordini que hacían funambulismo en moto a varios metros de altura.) En la serie se cruzó con Spider-Man en su primer número, que quería investigar si se trataba del villano homónimo (típico enfrentamiento entre héroes por un malentendido) y con el Motorista Fantasma en el segundo (a los dos personajes les gustaban las motos y la velocidad). A partir de ahí, salvo un team-up con el Tigre Blanco lo acompañarían sus ayudantes cada uno de ellos con una minusvalía. El guionista era Bill Mantlo, que años más tarde sufriría el mismo un terrible accidente. Este autor que tan buenos momentos nos ha hecho pasar con sus etapas en Los Hijos del Tigre, ROM, Micronautas, Hulk o Alpha Flight fue atropellado por un coche, estuvo un año en coma y sufre una incapacidad permanente en lo que se refiere a sus facultades mentales. En cuanto a los dibujantes destacarían el maestro Frank Robbins (Johnny Hazard) y Lee Elias (Harvey's Black Cat).

Una pose clásica: De Miguel Ángel a George Pérez
pasando por John Byrne

Rojatt en carne y hueso

Pero, ¿no se trataba de una persona real? En efecto, The Human Fly era el nombre artístico de Rick Rojatt que en los 70 realizó hazañas como las de su versión impresa: Sobrevoló a 250 millas por hora el desierto de Mojave atado por un arnés a las alas de un DC-8. Saltó 27 autobuses en una moto modificada con cohetes durante el intermedio de un concierto de Gloria Gaynor. Al igual que otro candidato a Superhéroes reales, Santo el Enmascarado de Plata, solía llevar la máscara en sus apariciones públicas incluso en el bar.

He will survive

Años después de su último cómic Marvel, tuvo otra aparición en la novela gráfica de Luis Durán, El Martín Pescador (publicado por Dolmen en su línea Siruell) En esta historia de regresos al pasado, de juego de espejos reaparece La Mosca Humana al que el autor conocía por la edición española de Bruguera. No sé qué habrá sido del auténtico Rojatt después de retirarse, pero espero que estas líneas y, sobre todo, la obra de Durán le rindan homenaje.

Un Rojatt crepuscular

Nota del plagiador: Más información sobre la Mosca Humana y el destino de su identidad secreta en el libro Bill Mantlo: A Life in comics

3 comentarios:

Julián Glez. Aréchaga dijo...

Gracias por el plagio. No, no, el título no es ninguna falta.

David dijo...

Un post muy majo, Julián.
A mí de La mosca humana me gustaba su traje. Y sobre todo eso de que a pesar de su accidente y con la fuerza de la voluntad se "recuperara". De todas formas, esta colección tenía episodios muy flojillos, aunque para el crío que yo era no estaban mal, claro.
Un saludo.

Brucamsi dijo...

Yo soy lector de la Mosca que es humana desde hace solo dos años y no trago bien con la serie, David.